La historia real o la de ficción, ¿cuál asusta más?

Sin duda una de las mejores producciones de terror de la última década ha sido toda la saga de 'El Conjuro', conocido por las historias o expediente Warren, la pareja de esposos investigadores paranormales en las que se han basado algunas historias de las cintas. Por supuesto, uno de los factores que más ha llamado la atención es que muchos de estos acontecimientos fueron reales y aquí les contamos exactamente cuáles fueron:

1. La verdad de los Warren

La franquicia refleja con bastante fidelidad a la pareja real. De hecho, James Wan estuvo en contacto con Lorraine durante los rodajes. La única diferencia con su historia es que en las películas son bastante más jóvenes. Lorraine falleció el año pasado a los 92 años de edad y Ed en 2006 a los 79 años. 

 

2. La casa del terror

Es cierto que la película no se inspira en el crimen de Amityville pero, al principio, se hace referencia a través de un flashback en el que se explica por qué los Lorraine se mostraban reticentes a usar sus poderes. 

En la historia real, Ronald DeFeo asesinó en esa casa a seis miembros de su familia. Años después, George y Kathleen Lutz se mudaron allí con sus hijos y experimentaron fenómenos paranormales. Él incluso llegó a confesar que se le había pasado por la cabeza asesinar a los suyos. Años después, se demostró que la vivienda estaba construida sobre sobre un antiguo cementerio y, durante una visita, los Warren captaron la imagen del espíritu de un niño pequeño. 

 

3. El caso Enfield

En la segunda parte de ‘Expediente Warren’, Lorraine y Ed viajan al norte de Londres para conocer a Janet, una de las hijas de una familia que asegura estar poseída por Bill Willkins, antiguo residente de la casa donde viven y que le incita a que abandone el lugar. Aunque en la película se descubría que la niña había montado una farsa, la historia real todavía está por resolver. Un documental de la BBC muestra imágenes con la pequeña flotando sobre su cama en plena noche o hablando con la anciana voz de un espíritu mientras los muebles se mueven. 

 4. Anabelle

 

El Museo de los Warren alberga actualmente el juguete original, que llegó a sus manos después de que, en 1968, una estudiante de enfermería se la entregara asegurando que estaba poseída por el espíritu de una niña del mismo nombre. De hecho, decía que su hijo había sido víctima de sus travesuras, que la muñeca dejaba notas en la casa y que, un día, al llegar, se la encontró con las manos llenas de sangre. Ed y Lorraine concluyeron que un espíritu se había adherido a ella.

 

5. La Monja

 

La historia real en la que se inspiró ‘La monja’ difiere bastante de la de la película. En la cinta, tras el suicidio de una joven en un convento de Rumanía, El Vaticano enviaba a una novicia y un cura expertos en posesiones. La historia real, sin embargo, tuvo otro origen. Los Lorraine vieron en su propia casa la figura de una monja con la estética que aparece en el filme. Además, fueron llamados a participar en una investigación que les llevó hasta una iglesia inglesa donde se aseguraba que una monja enterrada en sus muros rondaba las inmediaciones.


Vea también: