CES 2020 le da una oportunidad a la tecnología sexual

Después de la polémica generada el año pasado en el CES a cuenta de la tecnología de dispositivos sexuales, la organización del evento ha decidido permitir la participación de esta categoría, a modo de experimento.

El CES restringía en sus políticas de exhibición de productos, cualquiera que fuera de carácter sexual “inmorales, obscenos, indecentes, profanos o que no estuvieran a la altura de la imagen de la CTA” (organizador del evento). Sin embargo, en la edición del año pasado, fue premiado un robot estimulador femenino llamado Osé, y posteriormente le fue retirado el premio, acto que causó gran indignación.

 


Finalmente la CTA decidió ratificar el galardón a Lora DiCarlo (fabricante de Osé) y anunció que el 2020 será un año de prueba en el que se permitirá ir más allá de las políticas conservadoras de exhibición de productos.

El CES arranca su agenda hoy 7 de enero y sin duda habrá mucho más por ver que en sus ediciones anteriores.

¿Qué opinas de esta medida?